Categorias

Relatos Eróticos

Lo más buscado

Ultimas fotos

Photo
Enviada por Schianna
Photo
Enviada por dxdiad
Photo
Enviada por Cojenenitas32


Estas en: Relatos Eroticos => Relatos No consentido => Violada en mi propia casa por unos jovencitos
 

Violada en mi propia casa por unos jovencitos

Relato enviado por : Atila 25 el 05/09/2005. Lecturas: 14638

etiquetas relato Violada en mi propia casa por unos jovencitos .
Descargar en pdf Descarga el relato en pdf

Resumen
Eran las fiestas del pueblo y 3 jovenes que entraron a robar a casa me follaron hasta que llegaron mi hijo y mi esposo y lo vieron todo.

Relato
Nunca imagine que las fiestas de mi pueblo aquel año fueran a desarrollarse de la manera en que se desarrollaron, era el segundo día de las fiestas y mi esposo trabajaba hasta tarde, como mi hijo iba a salir con sus amigos me quede en casa, la verdad que no me importaba mucho el no salir pero si que me molestaba que mi esposo nunca me llevara a ningún sitio ni que ni el ni mi hijo se preocuparan algo mas por mi.

No creo necesario hacer una descripción ni mía ni de mi familia, basta decir que somos una familia normal y yo como mujer se puede decir que a mis 38 años soy una mujer normal, delgada y morena con nada especial a destacar, el caso es que aquel día me acosté a eso de la 1 de la mañana, yo duermo desnuda, siempre me ha gustado hacerlo, me encanta sentir mis sabanas en contacto con mi cuerpo desnudo, da igual sea verano o invierno aunque como estábamos a mediados de agosto era algo mucho mas lógico y agradable para soportar los calores del verano.

A eso de las 3 de la mañana me levante sobresaltada, había oído algunos ruidos y tenia sed así que me levante de la cama y fui a la habitación de mi hijo, mi marido no llegaría hasta pasadas 2 horas así que cuando vi. que mi hijo tampoco estaba en casa, imagine que los ruidos los hacia Tete, nuestro gato, baje de la planta de arriba donde se encuentran los dormitorios para ir a la cocina a beber agua cuando al llegar al salón vi. que la luz estaba encendida, me extraño pues yo juraría dejarla apagada al acostarme, el caso es que cuando iba a pagarla pude ver como en la otra esquina de la habitación, 3 jóvenes revolvían todos los cajones, me asuste mucho, el ruido que había echo era cosa suya pero antes de que pudiera reaccionar, ellos me vieron y uno de ellos, bastante sorprendido por mi presencia se abalanzo sobre mi y me tapo la boca con cinta aislante.

Yo estaba de los nervios, no solo por la presencia de aquellos chicos en casa cuyas intenciones estaba claro eran robar la casa, sino pq mi cuerpo estaba desnudo pues no me había puesto nada para bajar a tomar agua, verme desnuda por completo ante aquellos chicos y a su completa merced me hacia temblar de miedo y humillación.

El que me atrapo me sentó en el sofá y luego golpeo a uno de los otros 3 chicos

"¿No dijiste que no había nadie en la casa? Y entonces esta quien cojones es"

"No tengo ni idea joder, yo creía que no había nadie"

"Tiene cojones la cosa, mira la que has liado por ser tan gilipollas"

Luego se acercaron a mí, yo lloriqueaba, estaba muerta de miedo y pude ver como los otros dos chicos no quitaban ojo de mi cuerpo desnudo y uno le comentaba a otro.

"Joder con la madre de Luis, como esta de buena la muy puta"

Ese comentario me hizo darme cuenta de que conocían a mi hijo y por sus edades, no mas allá de los 18 años era bastante probable que fueran compañeros de Instituto de mi hijo, yo estaba aterrada y el que parecía el jefe del grupo, un chaval mas bien fuerte y con melena se dirigió a mi.

"Bueno señora, esto no tenia que pasar, es una lastima pero ya que esta aquí seguro que podemos pasarlo bien, esto es muy sencillo, si usted se porta bien con nosotros, nosotros nos portaremos bien con usted, es así de fácil"

Yo no entendía muy bien lo que quería decir hasta que los otros 2 hablaron.

"Joder Kete, nos la vamos a poder follar"

"Eso esta de puta madre, veremos que tal la chupa la madre de Luisito"

Aquellas palabras hicieron que el corazón me diera un vuelco, aquellos jóvenes me iban a violar, en mi propia casa, el de la melena saco una navaja y me corto la cuerda que me ataba las manos.

"Ahora voy a quitarla la cinta de la boca, no grite, estamos en fiestas y no creo que nadie la escuche, pórtese bien o la rajo aquí mismo, no me obligue a ser malo"

Tras quitarme la cinta de la boca, el chico de la melena me hizo acompañarles a mi habitación de matrimonio, una vez allí me pidieron que me sentara en la cama.

"Por favor no diré nada, coger el dinero y las joyas y marchaos, no diré nada pero dejarme, soy una mujer casada por favor"

Los chicos rieron:

"No se preocupe, a su marido no creo que se le noten los cuernos y el dinero y las joyas también nos las llevaremos pero como las fiestas están algo aburridas seguro que aquí con usted nos lo pasamos mucho mejor"

"Bueno chicos, es hora de que la señora vea las pollas que tiene que degustar esta noche"

No tardaron nada en desnudarse, lo hicieron con prisa, estaba claro que estaban deseosos de empezar y cuando se bajaron los calzoncillos y me mostraron sus duras pollas en todo su esplendor, a pesar de la horrible situación no pude dejar de sentir cierta admiración por aquellas jóvenes y hermosas pollas, la mas pequeña debía medir 18 centímetros, ni mi hijo ni mi esposo tenían pollas de ese calibre y no pude evitar fijarme bien en ellas.

"Venga señora, deje de llorar y pongase de rodillas, tiene que dejar nuestras pollas bien limpias y relucientes, va a comer tanta polla que no tendrá hambre en varios días"

Hicieron un semicírculo alrededor de mi y acercaron sus pollas a mi cara la cual estaba llena de lagrimas ante el terror que la situación me producía, pero sabia que no tenia alternativa y que si quería salir de aquella situación con vida tenia que mostrarme sumisa ante aquellos monstruos, así que cogi una polla con mi mano y con bastante asco empecé a lamer el capullo.

"Venga señora hombre, ponga mas ganas"

El muchacho empujo su polla hasta el fondo de mi garganta, casi me hizo vomitar cuando sentí como su polla me llegaba hasta la campanilla, sentir aquella polla en mi boca me daba un asco tremendo, solo había chupado una polla en mi vida, la de mi esposo.

Mientras chupaba la polla del joven, cogi las otras 2 y comencé a pajearles, se ve que les gustaba pues sus caras eran un poema, los otros 2 se acercaron con sus pollas a mi boca y el jefe me ordeno que alternara las pollas en mi boca, de ese modo durante largo rato mi boca estuvo llena en cada momento de carne en barra, cuando no era una polla era otra, el caso es que chupaba aquellas pollas lo mejor que sabia, para que de ese modo los chicos estuvieran contentos y se marcharan pronto, no quería ni pensar en que mi esposo y mi hijo llegaran a casa y me vieran comiéndome aquellas 3 pollas en mi habitación de matrimonio, mancillando de ese modo el honor de mi familia.

"Como chupa la madre de Luis tronco"

"Parece una experta come pollas"

"Pues estará contenta pues hoy tendrá polla para reventar"

Me preguntaron si me gustaba la leche, el jefe se rió y me dijo que no me preocupara que si no lo entendía pronto lo haría.

"Y recuerda debes tragarla toda para crecer fuerte y sana señora"

Yo no hacia mas que engullir una polla tras otra, chupaba con ansia, cualquiera que me viera en aquel momento habría pensado que estaba disfrutando con lo que hacia, que yo era una puta que gozaba chupando aquellas pollas, pero no me quedaba otro remedio que hacerlo.

"Muy bien señora, lo esta haciendo muy bien, ahora abra la boca lo mas que pueda, nos vamos a correr los 3 en su boquita."

Yo obedecí, nunca había tragado semen pero sabía que no me quedaba otra opción, abrí la boca como una zorra lasciva lo más que pude y saque la lengua.

"Prepárese señora pues va a tragar mucha leche"

Y un chorro espeso de semen se estrelló en mi paladar, otro cayó en mi mejilla y otro regó mi barbilla y me salpicó ligeramente en la nariz. El chico gemía y gemía, mientras yo me relamía.

"Joder, parece que la gusta,jajaja, vamos a darla mas leche, que este contenta la señora"

Otro más se corrió en mi cara, trataba de no perder ni una sola pizca de semen, lo que no podía tragar, los escupía de manera que bajase por mi barbilla y mi cuello, llegando a formar charquitos en mis pechos.

Por ultimo el tercero se corrió y dos chorros cayeron en mi garganta mientras otro me daba en la frente.

Mi cara estaba empapada de semen, mi pelo también estaba salpicado, de la comisura de mis labios rebosaba semen, que resbalaba por mi barbilla, bajando por mi cuerpo y formando charcos sobre mis tetas y mi vientre.

No tardaron en recuperarse y el jefe se tumbó en la cama, con la polla apuntando al techo, yo sabia lo que querían así que le agarre la polla y me empecé a sentar lentamente sobre ella, dándole la espalda al chico.

Me dolió un poco, pero al mismo tiempo estaba asombrada, la polla de mi marido no era de gorda, ni la mitad que ésa, nunca había tenido una tan grande dentro.

Cuando ya la tuve dentro, empecé a restregarme contra ella, a hacerle hueco en mi matriz, me costaba, pero poco a poco lo conseguí y empecé a moverme con más soltura.

Los otros 2 se sentaron a cada lado y empezaron a magrearme y chuparme las tetas, me succionaban los pezones, me mordían los pechos, sobre todo en los pezones, algunos muy fuertes que me dejaban marca. No quería, pero empecé a gritar, estaba fuera de control, no podía evitar sentir placer al sentir aquella polla de unos 20 centímetros enterrarse por completo en mis extrañas, era algo superior a mi, inevitable, un orgasmo estaba a punto de llegarme, trataba de impedirlo, de pararlo, era humillante, terrible, odioso, mi violador estaba a punto de lograr que me corriera, algo que mi esposo hacia años que no lograba.

El que estaba taladrándome, me cogía por la cintura y me ayudaba a metérmela mejor.

Los otros dos se pusieron de pie y me pidieron que me comiera sus pollas, yo accedí casi podría decir que gustosa, aunque me duela reconocerlo.

No debí de oírlo, estaba tan concentrada en la follada que no me di cuenta de que mi hijo y mi esposo habían entrado en casa, debían de a verse encontrado en la puerta y pasaron juntos, subieron a la habitación donde había luz y se oían gemidos y lo que vieron en ese momento no creo que lo olviden nunca.

Vieron a su esposa y a su madre follando como una descosida, alternando pollas en mi boca, con una calentura insoportable.

Vieron cómo me corría, cómo gemía, cómo temblaba como una hoja.

"Joder como se esta corriendo la tía"

Cuando vi a mi marido y mi hijo en la puerta me avergoncé, el empezó a gritar pero los chicos fueron mas rápidos, eran 3 y pudieron reducirles.

"Ahora van a estarse los 2 quitecitos, parece que hoy es el día de las sorpresas, solo espero que no aparezca nadie mas en esta casa o me terminare cabreando, su mujercita esta ocupada con nosotros, ella ya conoce lo que pasara si se porta mal y ustedes deben saberlo también, miren quietitos como terminamos con su señora o todos acabaran en los periódicos de la mañana."

Ataron y amordazaron a mi hijo y a mi esposo y les echaron en el suelo, yo les pedí que les llevaran a otra habitación, que no vieran lo que me estaban haciendo, pero el jefe se rió a carcajadas y me soltó.

"De eso nada, así lo mismo su hijo y su esposo aprenden algo"

"Ahora quiero que usted les cuente lo bien que lo esta pasando con nosotros, dígaselo señora o me enfadare"

Sabia lo que quería el muy cerdo, quería humillarme no solo a mi sino a toda mi familia, yo no tuve otra opción, sabia que eso es lo que querían y que por las buenas o las malas lo tendrían.

Cogi la polla del chico de la melena y agarrandola le lleve junto a mi esposo y allí humille a mi esposo y mi hijo ante los otros dos matones.

Cogi la polla por el tronco y me la metí en la boca, se la mame lentamente, con mucho amor y mucha lascivia, pero sin dejar de mirar a mi esposo y mi hijo. La sacaba de mi boca y la pasaba por mis mejillas, le daba golpes contra mi lengua. Los tíos no se lo creían, se reían, y me decían de todo, por no hablar de los insultos que le dirigían a mi esposo y mi hijo.

Después de un rato me la saque de la boca, y mientras le pajeaba les dije.

"Tengo el coño muy caliente y estos tíos me lo van a enfriar"

Vítores y aplausos cayeron sobre mi, luego me deje caer sobre la cama de matrimonio y me abrí bien de piernas para que uno de ellos viniera a por mi, el que había recibido los gritos del jefe por encontrarme en la casa fue el primero en dejarse caer sobre mi.

Comenzó a metérmela pero estaba muy nervioso y no acertaba, agarre su polla y despacio la conduje hasta mi raja, luego le dije que empujara y el dejo caer todo su peso sobre mi, comenzó un mete saca frenético y tras varios minutos y ya menos nervioso me dijo.

"¿Qué se siente con una polla como la mía?"

Yo sabía lo que tenia que decir para agradarles.

"Como una zorra, quiero que me folléis todos sin parar, por favor, lo necesito, ese cabrón de ahí, casi no tiene polla y necesito un buen polvo ya.

El muchacho no aguanto mucho mas

"¡Síííííííííí! Toma mi lechita, cariño, en toda tu vagina, mira cómo insemino a tu puta madre Luisito."

Me inundo las entrañas de semen y luego se salio de mi para dejar paso al unico que faltaba por follarme, me agarro en brazos y en esa postura contra la pared comenzó a follarme con fuerza, no se hizo de rogar y empezó a martillear con pasion en mi coño.

Luego me puso a 4 patas sobre la cama y siguió dándome con fuerza en el coño, ante eso aprobecho el jefe para clavarmela en la garganta, alli estaba yo, con una polla en mi coño y otra en mi boca, humillada por completo ante mi esposo y mi hijo.

El jefe le dijo a su compinche que cambiaran de postura, entonces fue el otro quien ocupo nuevamente mi violada boca pero esta vez note que el jefe no venia a por mi coño, apunto a mi culo.

"No por ahí no, por favor, nunca me han dado por ahí"

Ni siquiera habia dejado a mi marido darme por el culo en todos nuestros años de casada pero a ese chico eso le daba igual, comenzo a apretar con fuerza y yo grite de dolor al sentir que la polla se iba insertando en mi interior, mis gritos fueron ahogados por el otro chico que me metio su polla hasta el fondo de la garganta y mi nariz quedo enterrada entre su vello pubico.

Tras 1 minuto de enculada la cosa empezo a gustarme, ahora era yo la que de forma inconsciente me movia al compas del joven para que su polla llegara mas adentro en mi culo.

"Ves como al final te ha gustado"

"Sí, por favor no pares destrozarme el culo, pétame el culo, revientamelo"

Yo creía que me habia vuelto loca, nunca había dejado a mi esposo darme por culo, y ahora había una polla enorme abriéndose camino en mis entrañas sin parar, mientras yo pedías más y más.

Me daba unos empellones de aquí te espero, y yo sólo gemía y gemía, y me dejaba hacer, creo que me volvi a correr. Me tiraba del pelo, me azotaba fuertemente los glúteos, y yo solo quería más y mas, me habia vuelto una puta pero al menos mi esposo y mi hijo podian pensar que fingia por miedo a que nos hicieran algo y aunque asi fue al comienzo eso ya paso, y en ese momento disfrutaba como una perra.

El chico al que se le estaba chupando como una descosida se corrió en mi garganta, senti todos los impactos en mi paladar pero me los tragaste sin rechistar, pero un ultimo chorro lo guardo para una foto que tenia en mi mesita, una foto con mi hijo y mi esposo, el ultimo chorro lleno la foto de semen, luego me ordeno que lamiera su semen de la foto y yo lo hice con gusto.

Sólo quedabamos mi sodomizador y yo al menos hasta que el que se habia corrido en mi coño se levanto con nuevas fuerzas y le pidio al jefe cambiar, este le hizo caso y se puso debajo mia, me perforo el coño con fuerza y el otro se puso tras de mi, apreto con fuerza y gracias al trabajo de su jefe, la polla entro con facilidad en mi tunel oscuro, estaba siendo sometida a una doble penetración y eso me encantaba, el tercero con su polla flaccida se acerco a mi y me la puso ante la cara, yo me la meti en la boca por completo y empece a chuparla.



Estaban a punto de correrse asi que se salieron de mis agujeros y me pusieron de rodillas, parece que ibamos a terminar como empezamos, se corrieron en mi cara y mi boca, me pusieron de semen hasta las cejas pero esta vez fue diferente

Sin que aquellos mal nacidos que me estaban violando me dijeran nada, me empeze a relamer todo el semen de mis manos, a recoger todo el semen acumulado por mi cuerpo y a lamerlo y tragarlo. Deleitándome con ello, y para qué negarlo, deleitándoles a ellos.

Luego buscaron en los bolsillos de mi hijo, yo no entendia lo que hacian pero no me dejaron levantarme.

"Aquí esta, el movil con camara de este pijo"

Luego le desataron y el jefe le dio una torta, le dijo que hiciera varias fotos de ellos junto a mi.

Me pusieron las pollas en la cara, me hicieron que agarrara dos de ellas y me tragara otra, me metieron 2 pollas en la boca y ante todo eso mi hijo hacia fotos, incluso de mi cara llena de el liquido blanco que las pollas de los chicos habian usado para regarme.

Luego se visitieron y dijeron que como dijeramos algo esas fotos empapelarian las calles de todo el pueblo.

Cuando se fueron, desate a mi esposo y mi hijo, todavía estaba llena de semen, no los denunciamos y nos cambiamos de pueblo a unos 50 km del anterior, hoy son las fiestas de este nuevo pueblo y hoy tambien me quedare sola, pero esta vez dejare la puerta abierta para facilitarles la tarea, ustedes ya me entienden. Chao.

Otros relatos eroticos No consentido

niña violada

Categoria: No consentido
Hecho real. Cuenta como un muchacho abusa de una niña.
Relato erótico enviado por necromancer_666 el 02 de August de 2005 a las 14:40:24 - Relato porno leído 81256 veces

viole ha mis dos hijas

Categoria: No consentido
-aproveche que mis hijas de 20 y 16 estaban mareadas para abusar de ellas
Relato erótico enviado por Anonymous el 12 de September de 2006 a las 09:38:02 - Relato porno leído 66097 veces

follando a mama borracha

Categoria: No consentido
Ya me había cogido a mí mamá años atrás, y ahora viéndola borracha me la cogí otra vez...
Relato erótico enviado por Anonymous el 04 de January de 2010 a las 01:05:30 - Relato porno leído 56829 veces

como viole a mi hermana

Categoria: No consentido
...Hermanito, ya no sigas. No sabes lo que haces”.-Me decía llorando Astrid.
Yo, cegado me dije a mí mismo que si ya había llegado hasta ahí, no podía irme sin meterle el polvo...
Relato erótico enviado por charly_bo el 11 de June de 2012 a las 00:00:02 - Relato porno leído 41807 veces

me violo el taxista

Categoria: No consentido
logrando que mi falda se subiera y se viera el principio de mi culo, y mis manos quedaron una sobre el respaldo del sillón
Relato erótico enviado por culona69 el 04 de July de 2012 a las 00:41:56 - Relato porno leído 41649 veces

Publica en tu muro de Facebook si te ha gustado el relato 'Violada en mi propia casa por unos jovencitos'
Si te ha gustado Violada en mi propia casa por unos jovencitos vótalo y deja tus comentarios ya que esto anima a los escritores a seguir publicando sus obras.

Por eso dedica 30 segundos a valorar Violada en mi propia casa por unos jovencitos. Atila 25 te lo agradecerá.


Comentarios enviados para este relato
matygold (23 de January de 2009 a las 03:06) dice: exelente

CR90 (16 de July de 2009 a las 00:01) dice: Pos ijole si que me hubiera gustado estar en ese grupo follandote mamasita...


Registrate y se el primero en realizar un comentario sobre el relato Violada en mi propia casa por unos jovencitos.
Vota el relato el relato "Violada en mi propia casa por unos jovencitos" o agrégalo a tus favoritos
Votos del Relato

Puntuación Promedio: 4.6
votos: 10

No puedes votar porque no estás registrado