Categorias

Relatos Eróticos

Lo más buscado

Ultimas fotos

Photo
Enviada por nisde34

Photo
Enviada por chiapanecote

Photo
Enviada por thenderson


  
 

Clases especiales,

Relato enviado por : felipepan el 01/01/2016. Lecturas: 4728

etiquetas relato Clases especiales,   Estudiantes .
Descargar en pdf Descarga el relato en pdf
Resumen
Una estudiante enn actitud provocativa tuvo lo que buscaba


Relato
Voy a contar mis experiencias. Con una alumna que fue tanto que la conquiste que termine desvirgando el culo, cómo fue la primera vez. Ocurrió hace ya algunos años. No voy a contar qué edad tenía por que no me parece solo que era muy joven, y seguro que esto va a excitar mucho a algunos que podrían encontrase en alguna situación parecida.. El caso es que yo era profesor, en una escuela privada de nivel medio. Me había fijado en ella, y no precisamente por mis buenas notas. Me excitaba mi faldita tableada de colegiala del uniforme era obligatorio, era bastante provocativa como habida de buscar la atención de los j0ovenes, Sus camisas que siempre llevaba unos botones desabrochados lo suficiente, para que asomaran sus pechos, que ya eran bastante grandes, llevaba calcetines o medias hasta por debajo de las rodillas y zapatos planos; a esto le agrego dos colitas o a veces trenzas a mi eso me hacía el bocho ( cabeza) se agravaba cuando ponía cara de ingenua e inocente, pero se entreveía una golosa infernal, y la hacía para mi mas puta, la mezcla era explosiva para mi y para muchos hombres una fantasía irresistible.

cerca de mis 40 años, estaba en el dilema, entre los riesgos, y las consecuencias, era muy atractiva y estaba fuerte, me parecía a esa edad aparentaba mas de lo era,. Yo suspiraba por esa chica, cada vez mas, tenía la idea de darle que mejor de los placeres tenía más experiencia eso me rondaba en la mente, y sabía por alguna experiencia anterior parecida, de lo que logre el solo pensar en ello, me ponía mi pene duro y eso cada vez mas ,.
Era mi amor platónico, pero de a poco comencé a notar que me provocaba o por lo menos me parecía, con miradas, gestos, y preguntas tontas de la materia, paso a interrumpirme en algún recreo, no sabía qué hacer, se fijaba en mí, cada vez mas y no era producto de mi revuelo mental sino en realidad creía que se pasaba. Ya estaba en el limite nos sabía que en secreto soñaba con ponérsela, y sumirla en el mas torrentoso estado de placer, pero por su edad no me atrevía a insinuarle la mas mínima, indirecta en el sentido de conquistarla,. Hasta que un día no pude más. Con mucha energía, y con una pantomima, pública, la reprendí ante todos, llegue a decir que su examen dejaba mucho que desear para una señorita de esa Casa de estudió, le dije que debía quedarse después de hora y que se presentara en mi despacho para hablar de ese último examen que había hecho y que merecía por sus antecedentes darle una nueva oportunidad, su cara se trasformo y la mirada de todos los de la clase, mi actuación fue perfecta, nunca me habían visto así.
Cuando entro a mi despacho ya al poco de comenzar a hablarle, creo que se dio cuenta que en realidad era una terrible excusa para entablar una charla intima. Fue en el momento que de actitud de respeto, paso a una actitud agresiva, cambio su postura , se acomodo, mas relajada cruzo las piernas, remangándose su falda casi hasta su tanga dejando al aire sus muslos. Seguía hablando de de sus estudios, caminaba en su derredor, disimuladamente puse llave el cerrojo a la puerta , mientras hablaba y rondaba cerca de ella los ojos se me iban a su pelvis y sus piernas, ella desabrocho un poco su escote; al principio disimuladamente, pero después cada vez más descaradamente casi deja sus senos al aire, me decía hace calor aquí, y ni prestaba atención a mi retórica. La gota que derramo el vaso, fue cuando intencionalmente se animó más y empezó a juguetear con un dedo, chupándoselo de forma erótica. Me había sacado estaba súper excitado. Quede apoyado en la mesa justo delante de ella sin dejar de mirar, lo erótica de su postura mi gran bulto se salía de mi entrepierna, acercó de su cara connactitud de querer ponérselo en la boca
Cuando ya no pude más le dije “¿Te gusta provocar a los hombres, verdad? “ Me miro muy suelta y sonriendo dijo “sí, me encanta provocar a tipos tan hermoso como UD” acompaño con un aceleración de la provocación mordiéndose los labios con lujuria mientras se iba acariciando los muslos, subiendo las manos lentamente hacia su Tanguita
Fue cuando El explote y baje la cremallera del pantalón saque la verga, grande, hinchada totalmente parada, ante su mirada, complaciente cuando le dije “¿Es esto lo que queres, no es cierto?” no dijo nada y mientras me miraba fijo a los ojos de satisfacción ,la agarro con la mano. La acarició suavemente, jugo con su lengua tiro un poco el cuerito, apareció la cabeza, roja le pego una chupaditas, con los labios, se la metió en boca la hizo desaparecer hasta el fondo de su garganta, la sacaba. Con el apriete de sus labios, como si chupara un cucurucho de helado, así estuvo, hasta que mi intención era darle placer, así que mientras seguí con su mamada, saque sus senos, los que con mis dedos le jugué, provocando, que se erizaran sus pezones, Así estuvimos un rato, pero yo tenía otros planes. la agarró con fuerza, la levantó y la senté en la punta de la mesa. Me senté enfrente a su monte Venus, comencé a practicarle, mi especialidad, una de esas mamadas, con todo el repertorio que la dejo enloquecida conté dos orgasmos, sin parar y todos su jugos salados bajando a mi garganta, saque a propósito la lengua relamiéndome, para que se excitara aun mas, cosa que paso, me agarro la cabeza y la estampo contra su vagina, seguí un poc la deje deseosa, con ganas, me alce la puse en parada contra la mesa dándome la espalda, fue allí, que le fui poniendo mi pene despacito en su vagina empapada, se deslizo rápidamente, le proveí una enardecida bombeada que sus cachete, no dejaban de jadear, en cada de mis arremetida, incluso entre gemido, y gemido, se escucho algún que otro “uuhgh” estaba tyan excitado que por detrás empiezo a tocarle ambas las tetas. Le dije “ me encantan las provocadoras, mientras le daba, sin parar por debajo la camisa le apretaba ambas las tetas con fuerza, un gemido fuerte, soltó su boca casi fue un grito a lo que le advertí: “¡Ni se te ocurra gritar o armar escándalo, ¿me oíste putita? “ Asintió con la cabeza. Sentí su venida no quería terminar en su vagina, por alguna consecuencia, saque mientras ella daba espasmos, de placer, Le levantó la cola se ve que eres experta te la pusieron muchas veces, y lo gozas””Sí, muchas, me encanta” dijo casi en susurros. Entonces seguí acariciando la entrada de su culito jugué con mi dedo, le pregunte “¿Y el culo? ¿Te han dado por detrás? “ ”No, nunca.”Bueno el precio de tu provocación te voy desvirgar tu culito, “ Me dijo que no, que no quería que me hiciera daño, que le de por delante, pero no por detrás; eso era música, me excitó aún más, y seguí jugando con mi dedo hasta despacito metiendo un dedo, le escupía para lubricar. “ seguí entrándolo de poco en poco cada vez mas, algún gemido de dolor, le dije “Lo tenes muy estrecho, tengo que dilatarlo un poquito antes; pero no mucho, porque quiero que te duela poco”. Me asusta dijo tranquila, que soy experto, al final te va a gustar mucho, fue un momento que sentí una excitación muy grande. Le saque el dedo del culo y ensalive bastante mi pene, pegaba a la entrada de mi culo y empezaba a empujar lentamente. Afloro el primer quejido, un poco fuerte, l dije te la aguantas, v solo buscaste” ella asintió, le di mi pañuelo, mordelo hasta que dilate me dijo tanto duele, le dije un poc la primera, lo tomo lo puso en su boca, comencé el trabajo, de puentear y escupir hasta que calzo la cabeza el clásico apretón de esfínter,. iba empujando y le susurraba al oído para que me calmara, diciéndole que pronto pasaría el dolor. Yo le decía que mordía el pañuelo para no gritar. Sentía un placer muy fuerte, según mi pedazo de carne se abría paso y penetraba y se introducía más y más dentro de su túnel, lo notaba abriéndose paso entre las paredes de su culo. El dolor era que mostraba era inmenso. Hasta que llegó al final, se la había clavado hasta el fondo: Entre las lágrimas que mostraba le dije susurrando que sí .le gustaba, no se si era así pero movió la cabeza afirmativa, Entonces empecé a sacarla, para volver a meterla en seguida, una vez y otra; ¡me estaba dando por el culo! Le estaba comiendo su ano, en un momento como era lógico se había ido dilatando poco a poco, y ya no le dolía tanto, y eso hizo que la enculara cada vez más fuerte; hasta que empecé a golpear sus nalgas con mi pelvis. Ya gemía y jadeaba, y sus labios ya no tenían pañuelo, y algo de placer, empezó a aflorar el dolor y el placer estaban igualados. Le jadeaba y me agarraba de sus caderas con fuerza,
Hasta que al final con un golpe final muy fuerte y un profundo me vine dentro de su inexplorado túnel, seguí empujando mientras mi semen llenaba todo su culo, lo inundaba por completo. Poco a poco se fue relajando, hasta que se la saque. Su culo chorreando semen viscoso y calido que caía por sus piernas, le abroché la camisa y acomode su postura, le di una beso picaresco, en la boca respondió a media, con un poco de dificultad de fue de mi despacho.
Me tuve que lavar bastante había quedado algo de popo, y bastante sangre en mi verga por dos días no vino me hizo preocupar hasta que volvió, y en el recreo, se me acerco, y me dijo debe buscar un lugar para repetir la experiencia, y algunos días después volvimos a encontrarnos ya en mi casa, para que volviera a darle "clases" especiales.





Otros relatos eroticos Estudiantes

Los padres de una chica muy rebelde y terrible la internan en un Colegio pupilo donde va a aprender a través de diversos métodos sexuales a comportarse como toda una señorita.
Relato erótico enviado por julieta_s24 el 23 de November de 2007 a las 16:28:43 - Relato porno leído 226791 veces
Soy profesor universitario y mi alumna Julieta aceptó acostarse conmigo para por fin ganar el curso.
Relato erótico enviado por Anonymous el 01 de November de 2008 a las 16:00:00 - Relato porno leído 67726 veces

me acoste con una de mis alumnas

Categoria: Estudiantes
Allí estabamos con mi amigo tranquilamente tomando unas cervezas cuando vimos que unas adolescentes comenzaban a "histeriquearnos". No podía creer que se tratase de una de mis alumnas del secundario y encima veciinita mía...
Relato erótico enviado por marcelo el 26 de January de 2005 a las 18:23:46 - Relato porno leído 58290 veces

mi novia y mi suegra

Categoria: Estudiantes
Soy un adolescente de 17 años bien dotado, con buen cuerpo, ojos café oscuros, pelo negro, alto y moreno. En la preparatoria tenia una novia llamada Fernanda muy bonita y muy sexy, no era muy alta, tenia el cabello negro una cinturita bien formada, pechos no tan grandes pero bien formados y un culito perfecto.
Relato erótico enviado por Anonymous el 28 de August de 2008 a las 11:39:13 - Relato porno leído 54941 veces

mi maestra y yo

Categoria: Estudiantes
el dia en que me cojo a mi maestra de historia
Relato erótico enviado por Anonymous el 13 de June de 2009 a las 17:09:44 - Relato porno leído 39648 veces

Publica en tu muro de Facebook si te ha gustado el relato 'Clases especiales, '
Si te ha gustado Clases especiales, vótalo y deja tus comentarios ya que esto anima a los escritores a seguir publicando sus obras.

Por eso dedica 30 segundos a valorar Clases especiales, . felipepan te lo agradecerá.


Comentarios enviados para este relato
Este relato no tiene comentarios

Registrate y se el primero en realizar un comentario sobre el relato Clases especiales, .
Vota el relato el relato "Clases especiales, " o agrégalo a tus favoritos
Votos del Relato

Puntuación Promedio: 0
votos: 0

No puedes votar porque no estás registrado