Categorias

Relatos Eróticos

Lo más buscado

Ultimas fotos

Photo
Enviada por YOBISMAL
Photo
Enviada por narrador
Photo
Enviada por narrador


Estas en: Relatos Eroticos => Relatos Trios => Como perverti a mi esposa Capitulo ll (Primera vez con dos)
 

Como perverti a mi esposa Capitulo ll (Primera vez con dos)

Relato enviado por : Rogelio Cortez el 29/07/2010. Lecturas: 28416

etiquetas relato Como perverti a mi esposa Capitulo ll (Primera vez con dos)   Tríos .
Descargar en pdf Descarga el relato en pdf

Resumen
Me puse de acuerdo con mi compadre y por primera vez comparti a mi esposa.


Relato
Como perverti a mi esposa Capitulo ll (Primera vez con dos)

Estaba muy excitado de haber logrado hacer de mi antes reservada y muy tímida esposa una mujer con la cual compartía mis mas locas fantasías aunque por ahora todavía seguían siendo solo eso, el tener a mi mujer en ese punto me tenía bastante nervioso ya que no sabía como iban a resultar las cosas con mi compadre Julio; en eso sonó el teléfono y me adelanté a contestar, era él y le dije que todo iba bien,
-“¿Quien era amor?”-
-“Era el compadre que viene nomas a saludar ”-,
-“ que vergüenza!, deja me pongo otra ropa”-
-no!, no tiene nada de malo, nomas va a venir por un momento, además el es de confianza”-
-“pero me va a ver así, me da pena”-
-“ que tiene, te ves hermosa, anda compláceme, no va a pasar nada”-
-“ppero si de por si dices que se me queda viendo, la otra vez me di cuenta y de todas maneras me seguía viendo”-
- “donde te veía chiquita?”-
-“pues no me quitaba la vista de aquí”- señalando sus nalgas,
-“que tiene amor con que te vea no te hace nada, además nunca te ha dicho algo o sí?, además ya sabes que todo mundo quisiera tenerte con ese cuerpo tan rico que tienes, ándale que tiene no pasa nada, además estoy yo”-,
le insistí un poco mas y finalmente aunque no muy convencida accedió
–“bueno, pero se va a ir rápido verdad?, ya quiero estar contigo”-,
la noté nerviosa y vi como apuraba su segunda cerveza, nos pusimos a ver tv un rato y a conversar
–“¿a qué va a venir el compadre?”-
-“no sé, creo que nomás viene a saludar y no creo que vaya a estar mucho tiempo”,
- mientras platicábamos ella se terminó la cerveza y le serví otra, llevaba un poco más de la mitad cuando llegó Julio, tras los saludos, el comentó:
-“Que tal comadre, usted como siempre muy guapa”-,
ella se ruborizó un poco más de lo que ya estaba por el efecto que empezaba a hacer la bebida, y tratando de bajarse un poco el vestido para cubrir sus bellas piernas se pronunciaba mas el escote, intervine e invité a Julio a sentarse, ella volteo a verme como preguntando pero no le di oportunidad de protestar, empezamos a platicar y la verdad yo también estaba muy nervioso, afortunadamente el es un excelente conversador y rápidamente nos vimos envueltos en una charla amena, Carmen se tomo dos cervezas mas y era más de lo que normalmente necesitaba para ponerse muy caliente, procedimos a la segunda parte del plan que consistió en invitar al compadre a quedarse a dormir en la sala ya que era muy noche y además había bebido, subí a la recamara y Carmen estaba recostada esperándome,

- “ponme una película, estoy bien caliente”-, pensé para mis adentros creo que se me paso la mano de cerveza, pero tal vez era lo mejor en caso de que todo saliera mal, de manera que de acuerdo a lo planeado con Julio fingiríamos estar muy borrachos para aminorar la bronca que posiblemente se generara con Carmen si ella se enojaba;
-“me gustaría que mejor hiciéramos un juego un poco diferente”-
-“¿como qué se te ocurre travieso?”-
-“¿que te parece que te cubra los ojos? y así te voy a calentar para que te imagines que te cogemos entre dos”-
-“ mmh… me gusta la idea”-
dicho esto pasé a cubrirle los ojos con lo primero que encontré a mi alcance, tomé una corbata y se los cubrí muy bien,
-“quiero que te imagines que te cogemos entre Julio y yo..
-"ssi esta bien…”-
-“se quedo bien caliente nomas de estarte viendo, viste que la tenia bien parada?”-
-“ sssi se le veía un bultote al compadre…”-,
-"cuando te levantaste para poner tu trago en la mesita se te vieron tus nalgas bien ricas”-
-“ ay que vergüenza!, de veras?, el también me vio verdad?”-
-“Claro, nomas pelo los ojos…ahorita se ha de estar masturbando pensando en tus nalgas”-
-“tu crees?”-
enseguida empecé a acariciarla y me separé un poco para abrir la puerta de la recamara para que entrara Julio,
-“¿a dónde vas?”-
-“voy por algo que te va a hacer vibrar…”-
a ella que seguramente estaba pensando en el consolador se le iluminó el rostro con una sonrisa,
-“¿o que, no quieres?”-
- “tu sabes que si…”-
sentía la adrenalina a tope por lo que estaba a punto de hacer, Julio entro sin hacer ruido, no pude dejar de ver su mirada lasciva posándose en el cuerpo de Carmen quien estaba en la cama moviéndose de manera muy sensual como gata en celo, mostrando sus piernas y aun su diminuta tanguita, nervioso me acerqué a ella y empecé a besarla y a acariciarla con mis manos me incliné un poco y le saqué su senos por encima del vestido habiéndole desabrochado el sostén y empecé a mamárselos, como pude me empecé a quitar el pantalón y vi que Julio sin hacer ruido también hacía lo mismo dejando ver su enorme verga que superaba por bastante a la mía y aun al vibrador, tanto en tamaño como en grosor, le hice una sena para que tocara sus tetas y el nerviosamente le acaricio un seno, la gire para admirar sus nalgas, Julio estaba maravillado de contemplar el hermoso trasero de mi mujer con su tanguita, le subí un poco el vestido solo lo suficiente para quitarle las pequeñas pantaletitas que pude notar estaban húmedas le separe las nalgas mientras Julio no perdia detalle fascinado por lo que veia, le di la vuelta y metí la cabeza entre sus piernas y empecé a mamarle su panochita como marcan los cánones: primero pasando la punta de la lengua muy suavemente para después presionar con la misma y de vez en cuando posar mis labios tratando de chupar su clítoris -aquí el truco para no cansarse consiste en sostener la lengua con los dientes y mover solo la cabeza, de esta manera no termina uno con la lengua dolorida-,
-“yya metemelaa!..., estoy muy caliente!”-
me incorporé y acomodándome se la metí despacio hasta el fondo,
-"-¿te imaginas estar así con Julio?”-
-“ssi…,”-
mientras decía esto metí una mano por debajo de sus nalgas y le empecé a acariciar el culo con un dedo
–“ahh asíii!”–
vi como Julio se masturbaba viendo a mi mujercita antes muy tímida y ahora portándose como una puta, admirando la belleza de sus tetas desnudas y viéndola muy caliente siendo cogida por mí, no podía esperar a ver la verga de el penetrando su apretada panochita,
-“quieres sentir a Julio?”-
ella pensando que me refería al vibrador se apuro a decir
-“si, ya métemelo!... quiero imaginar que me cogen entre los dos”,
me retiré y le cedí el lugar a Julio,
-“imagínate que es el que subió a cogerte”-
-“ssi…”,
-el acomodándose entre sus piernas dirigió la punta de su verga (calculo que debe medirle unos 22cm y bastante gruesa), la puso en la entrada de la vagina de mi mujercita, el empezó a presionar y vi en primer plano como los labios empezaban a dar paso muy poco a poco a semejante trozo de carne,
-“uy!..., ccon cuidado!… la siento más gorda, despacito!…mmmmppgh!... asi… despacito…que rico!!!”-
sentí una mezcla de sentimientos encontrados como nunca antes, el se acomodó mejor y empujó un poco más, el no la tocaba con las manos, solo las usaba para dirigir su verga, ella estaba tan mojada que pude ver como le mojaba la verga a él cuando la sacaba un poco, me incliné a mamarle las tetas sin dejar de ver como él le introducía cada vez más su miembro gordo y venoso
-"auhg!... ddespacio!...”-
-“te está gustando como te coge Julio?”-
-“ssii!, que rico!... que grande la tiene!”… -
el empezó a bombear poco a poco muy lentamente cada vez un poco más profundo,
-“te estás imaginando que te coge el compadre?”-
-“ssi… me estoy imaginando!!!”-;
no sé como estuvo el descuido que de pronto mientras le mamaba una teta el no pudiéndose aguantar se inclinó a mamarle la otra, ella se tenso un poco comprendiendo la realidad de saber quien era verdaderamente el que la tenia ensartada, quiso decir algo, quizá protestar pero ya era tarde, tuve mucho miedo de cómo reaccionaría ya que ella obviamente se dio cuenta de la situación, le tape la boca con la mia, afortunadamente dada la calentura en la que estaba no protestó, me dio mucho gusto cuando correspondió a mi beso, el se separó de su teta y se incorporó un poco, ya con un poco mas de confianza la tomó de las caderas y acomodándose mejor le fue introduciendo poco a poco el resto de la verga hasta que vi que se perdía completamente en el interior de Carmen quedando solo sus huevos afuera, el se quedó quieto por un momento y empezó a tallarle el interior moviéndose un poco hacia los lados por mi parte continué mamándole la teta al mismo tiempo que Julio se la cogía y de pronto se inclinó a mamarle la otra-, ella habiendo levantado sus piernas lo abrazo con ellas
- “¿quieres que te destape los ojos?”-
-“nno, nnnno asssi estoy bien!”-
debía estar en la gloria sintiendo dos bocas al mismo tiempo mamándole las tetas, me incorporé y le acerqué mi verga a su cara mientras el ya entraba y salía un poco aunque aun con cuidado y de manera suave, y ella tomando mi verga con una mano me la empezó a mamar, sentía algo muy, muy placentero, y no es que no me la hubiera mamado antes, sino el hecho de verla con esa vergota metida en su panochita, y los movimientos de el al sacar y meter aunque a un ritmo semilento debido a su tamaño, me transmitía el placer que ella sentía en el interior de su vagina en cada embestida,
-“ te gusta lo que tienes en la panochita?”-
solo se sacaba mi verga de la boca para responder
-“mmmsssii mmpghahhhh!!... eesta muy grande!...ahhh!... mmmmh!... Ay! assiii despacito, Agh!, despacito, con cuidado…!”-;
estando yo frente a ella veía como el compadre estaba embelesado introduciendo su verga, después de unos cinco minutos de un vaivén lento en esa posición y de verla a ella gozando le dije a Julio:
-“ la mama riquísimo, ¿quieres probar?, ”-
él se desenchufó y girando a Carmen me acomode detrás de ella y empecé a cojermela así, sentí su panocha inusualmente flojita y esto me excitó aun más si acaso eso era posible, él le acercó su verga a la cara y ella aun con los ojos vendados la tomó con una mano, yo no salía de mi asombro al ver como sobresalía bastante carne de la mano de mi mujer, me parecía increíble que todo eso hubiera cabido en la vagina de mi pequeña esposa, su mano apenas alcanzaba a abarcarle el tronco, ella debía estar igualmente sorprendida y fascinada por esa nueva experiencia se decidió a acercar su boquita a la verga de Julio, yo mientras seguía cogiendomela lentamente disfrutando de ese hermoso espectáculo de ver como mi mujer iba degenerándose cada vez más, pude ver en primer plano como abriendo la boca se la empezó a meter y luego se la sacó para lamerla, le recorrió todo el tronco con la lengua
–“le gusta mi verga comadre?”-
-“eesta muy grandota…. mmmmmpgh mmmm mmmm!!!"-
La empezó a mamar lentamente hasta donde pudo que no fue más allá de la mitad, yo seguía cogiendomela sin dejar de admirar a mi mujer mamándosela a nuestro compadre, de pronto se oían ciertos sonidos en su panocha debido a lo mojada que estaba, era tal la excitación que aunque hubiera querido prolongar el momento me resulto imposible debido a que note que Julio dijo que estaba a punto de terminar, ella no dejaba de mamársela, el trato de zafarse pero ella hizo algo que nunca me hubiera imaginado, lo retuvo tomándolo con una mano y siguió mamando aumentando el ritmo, el se dejo hacer y empezó a venirse en su boca, cosa que ella nunca había aceptado hacer conmigo, en el paroxismo debido a tanto placer recibió toda la leche de Julio en su boca
–“aghhh, ahh!”- -“mmmmpgh-“,
pensé que lo escupiría pero no vi que se derramara una sola gota, terminamos casi simultáneamente y ella cayo desmadejada en la cama, reaccionando se fue al baño y Julio se apresuro a vestirse para retirarse como habíamos convenido, cuando ella regreso del baño se apresuro a recostarse dándome la espalda cuando fui a al baño y regrese la encontré profundamente dormida, me quede despierto un buen rato tratando de digerir lo que había sucedido, a pesar de la satisfacción por lo que había logrado, sentía remordimientos y mucha preocupación por lo que vendría al siguiente día.

Cuando desperté en la mañana ella no estaba en la cama y cuando baje ella se encontraba preparando el desayuno, me acerque a saludarla y ella me rehuía, ella estaba con la cruda física y moral por lo que habíamos hecho y decidí no tocar el tema, a los tres días le pregunté algo al respecto y me contestó que no quería hablar de eso. Opte por ser prudente pensando que ya se le pasaría, durante todos esos días estuvo muy seria, en ningún momento me miraba a los ojos, le pregunte si quería que habláramos y ella me dijo que prefería no tocar el tema. Casi no me dirigía la palabra sino solo para lo más indispensable.

Pasaron otro par de días y decidí tomar al toro por los cuernos y le dije que teníamos que hablar –“de que…?”- -“pues de lo que paso…”- -“nno quiero hablar de eso…”- -“yo sé que no estuvo bien y quiero decirte que te amo y pues fue algo que paso y pues.. porque estábamos muy borrachos”-, me contesto algo que no esperaba –“entonces.. no estás enojado?”- -“no! para nada, como crees?, los dos estuvimos en eso y malo hubiera sido si hubiera sido a espaldas”-. Ella pareció tranquilizarse y me abrazo; preferí no insistir… por un tiempo.

Después de un mes le volví a preguntar mientras estábamos haciendo el amor y esta vez solo me dijo que no se acordaba de nada, obviamente era mentira pero pensé para mí que iba por buen camino. En esas fechas Julio cambio de trabajo y se tuvo que ir a Guadalajara, eso contribuyo a que Carmen se tranquilizara.

Con el paso de los meses la convencí de volver a la rutina, poco a poco empezamos otra vez viendo películas pero me di cuenta que se excitaba mas cuando la calentaba describiéndole situaciones ficticias donde se lo hacíamos un amigo y yo, una de esas veces me atreví a describirle como nos la habíamos cogido Julio y yo y ella ya no protesto, solo que no me contestaba abiertamente cuando le preguntaba si le había gustado.

Una de esas noches que la estaba calentando planteándole una situación en la que le estaba acariciando las nalgas un amigo, ella pregunto:
-“por que todos se fijan en mis nalgas?”-
-“pues porque las tienes muy bonitas chaparrita…, como sabes que todos se fijan en tus nalgas?”-
-“ppues… es que… en la calle me dicen cosas…”-
-“como que cosas chiquita?”-
-“pues muchas leperadas… como ahora en el camión se me pego un fulano y me dijo cosas…”-
-“qque cosas!?”-
-“nno te enojes… me dijo que… que estaba muy bien…”-
-“asi te dijo?”- -“bbueno, mme dijo que… que rico… culo tenia…, me dio mucha vergüenza…”-
-“es que es la verdad amor, estas bien culona, no tiene nada de raro que alguien te quiera tocar; dime que paso?,”-
-“pues me quite de ahí… es que me dio mucha vergüenza, tu no te enojaste?”-
-“no, al contrario, no se por que pero me calienta mucho que me hayas dicho lo que te paso en el camión”-
-“de veras?... no te enojas?”-
-“no, me gustaría que me volvieras a platicar algo asi, es mas, si te llega a pasar algo asi quiero que me cuentes, me gustaría que la próxima vez no te quitaras”-
-“ay nno sse… es que… que van a pensar de mi…”-
-“al cabo no te conocen chiquita, andale hazlo por mi si?, cuando te pase algo asi nomas piensa en algo muy caliente… si?”-
-“bueno… no te prometo nada pero lo voy a intentar”-.

Apenas transcurrió una semana y ella me hablo al trabajo diciéndome que tenia algo que platicarme en la noche…
-“es algo que paso en la mañana cuando iba en el camión”-,
me sorprendí y tuve una especie de celos pero también excitación, no podía esperar para oir de su linda boquita lo que había pasado, pero tenia que esperar hasta la noche.

Las horas que faltaban para salir del trabajo me parecieron eternas y por mi mente pasaban escenas donde la imaginaba en un camión con un tipo atrás disfrutando de su trasero.
Cuando llegue a la casa todavía estaban los niños viendo tv, yo no veía la hora para estar con ella.
Por fin nos fuimos a acostar y la empecé a acariciar,
-“ya no me hagas sufrir chiquita, anda dime lo que paso”-
-“pero primero prométeme que no te vas a enojar…”-
-“te lo prometo”-
-“bueno, pero que conste que tu fuiste el de la idea eh?…; pues… cuando iba en el camión en la mañana ya venia con mucha gente, y me toco ir de pie, pero en una parada se subieron muchos estudiantes de la prepa, y uno de ellos se puso atrás de mi y se me empezó a pegar…”-
-“ y… tu que hiciste?”-
-“pues… al principio me iba a quitar pero como iba muy lleno el camión me quede asi como estaba, el se me venia pegando mucho y con el movimiento del camión yo creo que se excito porque sentí que se le puso duro, como tenia puesta la falda podía sentir su… cosa muy dura pegada atrás de mi, -
-“tu que pensaste?”-
-“Me daba mucha vergüenza y me quería quitar, pero me acorde de lo que me dijiste y me empecé a imaginar lo que me contaste de tu sueno de cómo me lo hacían tu y tu amigo bañándonos y… no te enojes… pero me excite mucho…”-
-“dde.. de veras?... que mas!?”-
-“me empezó a tocar acariciándome la cadera y los muslos… y yo no sabia que hacer, como estaba muy excitada, me incline poquito levantando las nalgas…, hasta parecía que me iba… cogiendo…, lo bueno que nadie se daba cuenta… bueno… eso pensé, pero…”-
-“pero que?”-
-“ otro muchacho yo creo que amigo de el nos estaba viendo, me dio mucha vergüenza y me moví, pero el muchacho me dijo que diario se subían a esa hora…”-
-“y tu que le dijiste?”-
-“nada, me dio mucha vergüenza lo que había hecho, lo bueno que el camión se detuvo y se empezó a bajar mucha gente… eso fue lo que paso…, no estas enojado?”-
-“al contrario chaparrita, ojala que te lo volvieras a encontrar, al cabo que no te conoce y solo es una travesura”-
-“ssi… pero… no esta bien…”-
-“por que no chaparrita, malo que lo hicieras y que yo no lo supiera, pero si yo también estoy de acuerdo, pues es solo un juego entre tu y yo”-
-“de veras no te enojas conmigo?”-
-“a poco te parece que estoy enojado, mira como me pusiste”-
-“ay amor!, se te paro mucho!”-;
terminamos cogiendo muy rico y ella pensando que eso era normal se quedo ya mas tranquila, yo por mi parte estaba intranquilo, pensando que como había sido posible que yo empujara a mi esposa a hacer eso, una cosa era imaginar y otra hacer algo asi, pero el morbo de ver a mi mujercita cada vez más “liberada” fue mas fuerte.

Pasaron un par de semanas y le pregunte si ya no había visto al muchacho del otro dia en el camión y me dijo
–“ssi… y que crees, iba con el muchacho que nos iba viendo, son amigos… iban diciendo algo de mi porque volteaban a verme los dos y se decían algo…”-
-“pues a ver cuando te los vuelves a encontrar”-
-“dde veras… quieres?”-
-“ssi, a poco a ti no te gustaría?”-
-“pues… creo que si, pero… no se, me da vergüenza”-
-“que tiene amor, además yo no solo estoy de acuerdo, es mas te pido que hagas algo como lo del otro día pero mi única condición es que me platiques todo”-
-“bueno… a ver si los veo mañana” -
-"seria bueno que no te pongas calzón chiquita” -
-“ay no!, que vergüenza! Eso no!”-
-“que tiene, nadie va a saber, sirve que sientes mas…”-
-“nno se… eso ya es demasiado… déjame pensarlo, no te prometo nada”-;

Al otro día yo estaba impaciente en el trabajo pensando en lo que podría estar ocurriendo en el camión con mi mujercita, en la tarde que llegue a la casa en cuanto la vi supe que algo había pasado, ella me miraba con su carita de inocente pero con una sonrisa maliciosa, evidentemente ya era cómplice y participe de este juego,
-“al ratito te platico… hice como me dijiste”-…
ese par de horas de espera para irnos a la cama se me hicieron eternas casi no podía preguntar nada porque estaban los niños todavía despiertos, hasta que por fin se fueron a dormir, casi la lleve jalando a la cama, para empezar a preguntarle, ella se desvistió y dándome la espalda me puse detrás de ella acariciándola con mi verga entre sus piernas,
-“dime, como estuvo todo chiquita?”-
-“pues no estaba segura pero me anime y como me habías pedido, no me puse calzón, y me puse la falda negra, ya ves que casi no la uso porque esta un poco corta, pero pensé que tienes razón, nadie me conoce por esa ruta, me puse también unos zapatos altos porque como ellos están mas altos pues… ya sabes…; iba muy nerviosa, sentía como si todos me vieran que no traía ropa interior pero me di cuenta de que no se notaba, deje pasar un camión porque todavía era muy temprano, los estudiantes salen a las 2:00 y era la 1:50, estuve a punto de arrepentirme pero a los 15 minutos llego el camión, trate de no pensar en nada y me subi, como de costumbre me toco ir parada, mas adelante se subieron los muchachos de la escuela, pensé que no estaban ellos porque no los veía, pero de pronto los vi, uno de ellos me vio y le dijo al otro, me puse muy nerviosa porque vinieron hacia mi… estaba muy nerviosa y discretamente uno de ellos se puso atrás de mi, no el mismo de la otra vez sino su amgo, el otro muchacho vio que no dije nada y con tanto movimiento del camión, no me dio tiempo de reaccionar porque de pronto como pudo se puso delante de mi, yo no sabia que hacer porque el que estaba atrás de mi se me estaba pegando mucho, como no traia ropa interior sentía mas su bulto en… mis nalgas, me tenia bien agarrada de la cadera… el de adelante poco a poco me empezó a acariciar también…”-
-“como te acariciaba?”-
-"me quería meter la mano por debajo de la falda, yo se la iba a quitar pero me agarro la mano y el que venía pegándose en mis nalgas me estaba diciendo al oído que que buenas nalgas tenia, que no me preocupara, que nadie se daba cuenta…”-
-“y… que paso?”-
-“voltee a ver si alguien estaba viéndonos pero nadie nos veía, apenas cabíamos… el muchacho de enfrente me tenia agarrada la mano y me la puso en su… cosa… la tenía muy dura… me daba mucha vergüenza, pero si la quitaba luego me iba querer agarrar allá abajo…, no sabía que hacer en medio de esos dos muchachos, y cuando menos pensé el que me había hecho que le tocara su cosa, me había soltado…”-
-“y tu quitaste la mano?”- -“nno… yo segui acariciándolo también estaba muy caliente sintiendo lo que me hacia el que estaba atrás, que se me estaba pegando y también había metido una mano acariciándome los muslos… y las nalgas por debajo de la falda… al que le venia tocando me había metido su mano por debajo de la falda y me empezó a acariciar”-
-“te estaba tocando tu panochita?”-
-“ssi…, dijiste que no te ibas a enojar”-
-“nno no estoy enojado… dime que mas!”-
-“se puso mas excitado cuando se dio cuenta de que no llevaba calzón, y no sé como, pero se saco su pene y me pidió que se lo agarrara…”-
-“ como te dijo?”-
-“me dijo que le agarrara la… verga”-
-“que mas?”-
-“pues… ya lo había estado acariciando por encima del pantalón, me estaban voviendo loca entre los dos y se la agarre… como estábamos muy pegados no se la vi pero me sorprendi de que la tenia grande…”-
-“que tan grande?”-
-“ mas grande que tu… y mas gorda, y eso que era un muchachito como de 16 anos… se la sentía dura, mojada, se la empece a sobar…, separe las piernas para que me pudiera tocar mas y me empezó a meter un dedo… asi estuvimos un ratito y me iban agarrando donde podían… yo estaba muy caliente…, y… me vine! Tu crees?, me tuve que morder los labios para no gemir, es que nunca había tocado otra verga mas que la tuya… bueno… y la del compadre… y también estaba grande… pero en eso se detuvo el camión y se empezó a bajar mucha gente, ellos se tuvieron que quitar, que bueno! Si no no se lo que hubiera pasado…a lo mejor nos hubieran visto… ay! que vergüenza!, no se como me anime a hacer eso…, me acomode el vestido y me fui a sentar, ellos se sentaron en el asiento atrás de mi, y me venían diciendo cosas”-
-“que te venían diciendo chiquita?”-
-“querían que me bajara con ellos, que querían cogerme entre los dos…”-,
Yo estaba como loco escuchando e imaginando cada escena de lo ocurrido a mi linda esposa,
-“hubieras ido chaparrita…”-
-“nno! Estas loco, lo que paso ya fue demasiado… no creas, me hicieron dudar pero eso no fue lo que habíamos platicado y no me hubiera animado… tu sabes que te respeto y solo soy para ti. Termino su relato y yo para entonces estaba a mil, no tarde en bañarle la vagina de semen.

Durante otra sesión de sexo, me dijo que se había excitado mucho con lo que paso con los muchachos en el camión, pero que no lo volvería a hacer…

Una ocasión un par de anos después, estaba con Carmen y la había hecho beber unas cervezas, le dije que le tenia noticias, que Julio había regresado y la había mandado saludar, ella se puso nerviosa y pregunto que como estaba él, le mentí diciéndole que él estaba muy apenado,
-“pero… me pregunto que como estabas tú…”-
-“que le dijiste?”-
-“le dije que bien, que a ver cuando nos reuníamos otra vez…”-
-“por que le dijiste eso?!!!”-
-“pues porque es nuestro compadre y como regreso pues es normal que nos reunamos con el”-
-“ssi, pero después de lo que paso… que pensara de mi?”-
-“no te preocupes, es algo que paso porque habíamos tomado mucho, además pues no creo que piense nada malo de ti, al contrario…”-
-“ mme da mucha vergüenza con el…”-,
-“bueno, pues yo voy a ir a saludarlo uno de estos días”-.

Un par de semanas después en una noche mientras estábamos en la posición usual para calentarla –de lado-, ella pregunto:
-“no te dijo nada el compadre de... lo que paso esa vez?”-
-“pues… ssi… la otra vez que fui a su casa, estábamos muy borrachos y me dijo que le había gustado muchísimo estar con nosotros aquella noche”-,
ella sorprendida pregunto:
-“eeso te dijo?”-
- “ssi”-, -“y… no te dijo nada mas?” -
-“ppues… si… pero creo que no te va a gustar…”-
-“por que?, dime que te dijo?”-
-“me dijo que le había gustado mucho cogerte y que la mamas muy rico, que que lastima que solo había sido una vez..”-
-“entonces… si se acuerda de todo?... y tu no te enojaste?”-
-“no, no se por que me excite de oir como me decía que te había disfrutado, que estas buenísima, si sentía una especie de celos pero me calente de acordarme cuando te cogimos…”-
-“ay amor, que vergüenza… que mas te dijo?”-
-“me dijo que tienes unas nalgas bien ricas y que le gustaría mucho volver a cogerte, dijo que le gustaría mucho que te hiciéramos un sándwich para que veas lo que es bueno…”-,
-“nno, esta loco!”-
-“a poco no te excita imaginarte?”-
-“nno… me daría miedo, y lo que paso esa vez fue porque estaba muy borracha”-
-“ me pregunto si te había gustado, te gusto sentirlo adentro?”-
ella no contesto
–“anda dime, te gusto como te cogió?”-
ella cerró los ojos y me dijo
-“nno me acuerdo bien…”-
-"anda dime, me tienes que tener confianza”-
-“ppues… me… vine mucho…” ppero no le vayas a decir!...”-
-“no te preocupes, eso lo platicamos porque estábamos muy borrachos…”-
-"bueno…, no esta bien que platiquen eso…”-
-“es que… te veías muy caliente cuando te la metió”-
-“es que no sabia que era el…, y sentía que me llenaba toda”-
era música para mis oídos, pero quería saber más,
-“ te imaginas si te hiciéramos adelante y atrás?”-
-“al mismo tiempo?... nno creo que podría”-
-“pues sería cuestión de intentarlo…, es igual que con el vibrador pero te podría mamar las tetas…”-
-pero la tiene más grande…”-,
-“te lo haríamos despacito… si quieres luego compramos un vibrador del tamaño de el nomas para imaginarnos”-
-“ppero no se la vi, nomas lo sentí…”-
-“pues me ayudas a escogerlo, acuérdate que ya se lo viste una vez en el baño”-…”-
ella no dijo nada,
-“te gusto cuando se vino en tu boca?”-
-“ay que pena!..., no se que me paso, es que… nunca me había sentido tan caliente…”-
-“y conmigo nunca lo has hecho asi…”-
ella en el afán de complacerme me dio una mamada hasta que no pude aguantar más y me vine en su boca, ella sin dejar de mirarme me enseno lo que tenia en la boca y se lo trago!, fue tanta mi excitación que no se me bajo y la penetre en la panocha.

Estaba muy contento del giro que habían tomado las cosas y ese juego se repitió a pesar de que cada que terminábamos ella se ponía muy seria y no quería hablar más al respecto; un día que habíamos salido y decidí ir a una sex shop y ella me dijo:
-“a donde vamos?”-
-“a escoger algo que tenemos pendiente…”-
-“nno!... me da vergüenza, que tal si nos ve alguien?”-
-“no pasa nada, anda vamos, yo no lo voy a poder escoger solo”-,
-“pero si ya tenemos uno… por que quieres comprar otro?”-
-“es solo para imaginarnos chaparrita, para hacerlo mas excitante solo como fantasia, pues pensé que seria bueno uno de tamaño como el de Julio…, andale si?, solo es un juguete”-;
por fin se decidió y cuando estábamos adentro ella estaba muy cohibida, cuando vi que no había nadie más le dije
–“te parece bien este?”-
ella lo toco, como midiéndolo, en realidad seguramente lo estaba comparando con lo que sintió aquella noche,
-“nno,…creo que está un poco más… grande…”-
-“mas largo?”-
-“un poco más,… y mas… gordo”-
de estar en esa situación tenia la verga bien parada, por fin encontramos uno similar al tamaño del miembro de Julio, media como 22 cm, ella no pudo abarcarlo con su manita, y con la textura que pareciera real
–“creo que es como este…si, así…lo tiene muy grande…”;
cuando llegamos a la casa ella iba nerviosa,
-“lo probamos?”- -“ssi, pero despacio…”-
no hubo necesidad de mas preámbulos y estando en la recamara después de haberle mamado su panochita empecé a introducirle ese enorme pedazo de plástico que se asemejaba al pene de Julio, yo estaba fascinado de ver como poco a poco le iba entrando cada vez más, me acomode detrás de ella y simulamos una doble penetración como si estuviéramos haciéndosela Julio y yo, teniéndola bien ensartada,
-“ya ves que si pudiste?”-
-“ssi… así, despacito!... aughhhh!... lo tengo todo…. adentro!!!... siii!!!... Aaahhhgh!!!”-

Julio por su parte estaba encantado de haber podido disfrutar de mi mujercita, así me lo decía cuando hablábamos del tema,
-“está bien apretadita, deberíamos hacerlo otra vez”-,
yo lo mantenía al tanto de nuestros juegos, y eso también me calentaba, sobre todo cuando le decía que ella se calentaba mucho cuando imaginábamos que estaba el también
-“ten calma, … no lo acepta abiertamente pero creo que ya esta lista…”-

Pasaron aproximadamente 2 o 3 meses y decidí pasar las cosas al siguiente nivel, una vez le dije que había invitado al compadre a cenar
–“mme da vergüenza…”-
-“ no te preocupes, estábamos muy borrachos, nadie se acuerda, además pues es el compadre, ni modo que le saques la vuelta toda la vida”-
-“si verdad?’-,
-“que te parece si lo invitamos dentro de dos semanas?, al cabo no van a estar los niños, van a estar en el campamento de la escuela”-
-“bueno, ssi tu quieres…”-.

Ese fin de semana sucedió algo que vino a cambiar por completo nuestras vidas, ella se fue el domingo a misa y regreso mas tarde de lo acostumbrado, venia muy seria, pensativa, cuando le pregunte que le sucedía, y por que había llegado tarde, me puso nervioso el que me dijera que teníamos que hablar,
-“que paso?”-
-“pues con lo que hemos hecho no podía estar tranquila y sentí que tenia que decirle a alguien y pensé en decirle a la comadre Tere…”-
me dio un vuelco el corazón,
-“le dijiste?!”-
-“nno, a ella no le dije nada, lo estuve pensando pero pensé que no quería crearle problemas por lo del compadre,… “-
-“entonces con quien hablaste?”-
-“hable con el padre, me confese y le conté todo… “-
-“todo?!”-
-“ssi… todo…, lo de los muchachos en el camión y lo del compadre…”-
-“y… que te dijo?”-
-“pues…, al principio no me animaba a decirle, pero le empecé a decir lo que había pasado entre tu y yo y le empece a decir que veíamos películas…, el me dijo que no me preocupara, que eso era muy normal entre las parejas”-
-“eso te dijo?”-
-“ssi, yo también me sorprendí, pero le empecé a decir lo de el sueno que tuviste y de que teníamos un consolador y el me pidió que le contara con detalles”-
-“y tu le dijiste todo?”-
-“ssi, no me animaba pero cuando le estaba diciendo yo creo que se puso nerviso, porque de pronto cambio su manera de hablar, me pedia que le dijera los detalles, me daba mucha pena pero me dijo que era importante para poder perdonarme”-
-“ cuando le dije de lo que me hicieron tu y el compadre, me pregunto que si me había gustado”-
-“tu que le dijiste?”-
-“ay que vergüenza… pues le tuve que decir la verdad… le dije que si… dijo que no había sido culpa mía, que no me preocupara, y que era natural que hubiera disfrutado porque era natural que me excitara por esa experiencia nueva y porque el compadre lo tiene mas grande que tu, me dio al impresión de que se estaba… acariciando, porque alcanzaba a escuchar algo, y me pedia que le dijera como me lo habían hecho”-
-“y tu le decias?”-
-“ssi, no se por que pero yo me empece a poner mas nerviosa por lo que le estaba diciendo, y me pregunto que si el compadre me la había metido por .. el culo…”-
-“asi te dijo?”-
-“ssi tu crees?, me dijo que a las cosas hay que decirles por su nombre y que era algo natural llamarlas asi, y pues yo le iba diciendo como me lo hicieron, le dije como me lo habían hecho y que se la mame mientras tu me cogias…”-
-“ de pronto el dejo de preguntar y luego de unos momentos me dijo que yo era una esposa afortunada de tener un marido como tu que quería complacerme y que aunque no estaba bien visto por la gente, que me perdonaba y que siempre me iba a perdonar con la condición de que cuando hiciera algo mas que fuera a confesarme con el y le contara todo con los mas minimos detalles, que aunque no creyera, el sabia de casos en que otras esposas habían hecho algo similar y que a ellas si se los habían hecho entre los dos… al mismo tiempo, que no pasaba nada siempre y cuando se confesaran”-
Para mi era mas que evidente que el cura se había calentado con lo que Carmen le había dicho, pero para mi fortuna, de manera inconciente se había convertido en mi aliado,
-“y ahora como te sientes?”-
-“ no se, mas tranquila.. pero estoy confundida, es que el padre esta muy joven, y me di cuenta de que cuando salimos del confesionario se me quedaba viendo”.

La semana para la cita con Julio se me hizo larga y ella se veía nerviosa, llego el viernes y le dije
–“por qué no te pones este vestido?”-
-“ay no!, está muy corto”-
-"que tiene de malo, además no te vas a poner el liguero…, que bueno seria, al cabo que nadie más te va a ver”-
- “si verdad…”-
-"ya ves que la otra vez el te dijo que te veías muy bien”-
-“es que me da mucha pena con el compadre, que va a pensar de mi?”-
-“no te preocupes, no va a pasar nada…”-

Llego el anhelado día, y mientras estaba en el trabajo no dejaba de pensar en cómo resultaría esa noche, podría al fin llevar a cabo mi fantasía?
FIN del segundo capítulo.

[email protected]

Otros relatos eroticos Trios

Cuidado con las amigas de sus novias, lean lo que me paso full bien
Relato erótico enviado por mordot el 30 de January de 2009 a las 23:17:36 - Relato porno leído 44519 veces

la playa nudista

Categoria: Trios
Comencé a notar placer, pues su polla restregándose contra mi clítoris me hizo sentir algún que otro espasmo. Mire otra vez a mi marido. El se la estaba meneando mientras veía como me follaba Ramón. Aquello parecía gustarle. Seguro. Ramón tiene un buen cipote y sabía usarlo como debe ser. Yo levantaba mi culo para que penetrara más a fondo......mientras miraba a mi marido.
Relato erótico enviado por coronelwinston el 16 de March de 2009 a las 17:00:00 - Relato porno leído 37571 veces
Como realice una fantasia con mi esposa, un amigo y el amigo de mi amigo
Relato erótico enviado por superiguana el 30 de May de 2012 a las 00:00:01 - Relato porno leído 30645 veces
Me puse de acuerdo con mi compadre y por primera vez comparti a mi esposa.
Relato erótico enviado por Rogelio Cortez el 29 de July de 2010 a las 00:59:26 - Relato porno leído 28416 veces

primer trio en familia

Categoria: Trios
DESPUES DE DIEZ AÑOS DE CASADOS COMENZAMOS A PROBAR COSAS NUEVAS
Relato erótico enviado por Anonymous el 01 de March de 2010 a las 00:16:23 - Relato porno leído 27942 veces

Publica en tu muro de Facebook si te ha gustado el relato 'Como perverti a mi esposa Capitulo ll (Primera vez con dos)'
Si te ha gustado Como perverti a mi esposa Capitulo ll (Primera vez con dos) vótalo y deja tus comentarios ya que esto anima a los escritores a seguir publicando sus obras.

Por eso dedica 30 segundos a valorar Como perverti a mi esposa Capitulo ll (Primera vez con dos). Rogelio Cortez te lo agradecerá.


Comentarios enviados para este relato
Marcelo Ayala (9 de February de 2011 a las 10:52) dice: Muy bueno el relato. Mi mujer también tiene fantasia en hacerlo con otro, pero no se decide. Denme algún consejo para convercerla. Estoy deseando verla con otro. [email protected]

fefito (31 de October de 2010 a las 02:24) dice: Diosa de mujer, ojala la mia aflojara y haga esas cosas tan ricas!!

RIKK@ (31 de December de 2010 a las 06:05) dice: hola exelente relato engran parte de tu relato me identiffico contigo solo k creo k mi esposa no encotro un padre como el dE tu esposa y la relacion a decresido sexualmente me encantaria contactarme con ustedes x correo

cristobal23 (29 de July de 2010 a las 05:43) dice: eSTA MUY BUENO TU RELATO LA VERDAD ME ENCANTARIA CONOCER A TU MUJERCITA AUNQUE SEA POR FOTO, SALUDOS

5667 (29 de July de 2010 a las 02:05) dice: estan medio largos pero muy cahondos que suerte la de tu compadre yo tembien me ando cogiendo a mi comadre hay tengo un relato en esta pagina ME COGI A MI COMADRE BORRACHA

vladimir1112 (29 de December de 2010 a las 00:30) dice: te felicito eres afortunado de tener una mujer tan rica como quisiera ser tu compadre

jaime.14 (24 de August de 2014 a las 01:10) dice: sabes rogelio he leido todos tus relatos y la verda si lapervertiste son muy buenas tus historias te felicito por tener una esposa sensacional soy jaime del df de 39 años casado pero mi esposa aun no se anima espoco a poco espero con ansias el relato de rosita sabes me caliento demasiado pensando en que mi mujer sea asi FALICIDADES ojala puedas enviarme una foto de ambos no soy mala onda te dejo mi correo ortija21 arrobayahoo.com.mx y mi facebook es jaime ortiz ojala sea posible gracias

principeale (18 de August de 2010 a las 03:24) dice: exitante..interesante tener a una putita personal, ojala que no cambie...suerte y sigala gozando

jose sanchez (16 de January de 2011 a las 17:20) dice: muy bueno tu relato por que no es aburridor como algunos, pero que paso con la cita con el compadre

andamios75 (13 de September de 2010 a las 21:00) dice: Muy buena historia seria bueno tener una buana foto muy bien por ti

victor 471 (12 de January de 2011 a las 02:59) dice: Mi mujer es una ricura , fantaseamos pero no hemos pasado de ahi, sana envidia le tengo compadre

caballero1541 (1 de August de 2010 a las 15:26) dice: esta muy bueno me gustaria conocer a tu mujercita yo he intentado lo mismo con la mia pero no se anima y no pasamos de fantacias en trio o aveces se imasgina que somos cinco ese es su numero preferido pero por mas que la animo no se le sale lo putita al gun consejo de tu parte para lograrlo


Registrate y se el primero en realizar un comentario sobre el relato Como perverti a mi esposa Capitulo ll (Primera vez con dos).
Vota el relato el relato "Como perverti a mi esposa Capitulo ll (Primera vez con dos)" o agrégalo a tus favoritos
Votos del Relato

Puntuación Promedio: 0
votos: 0

No puedes votar porque no estás registrado